Fin de la odisea para los nadadores ecuatorianos varados en Bolivia

by Fernando Cicutti 0

April 21st, 2020 Español

La pandemia del coronavirus sigue afectando al deporte a nivel mundial. En este caso, también impidió el regreso a su hogar de cuatro integrantes de la selección ecuatoriana de natación que, tras una larga espera de reclamos e intermediarios diplomáticos de por medio, lograron retornar a su país.

Se trata del último campeón panamericano de aguas abiertas, Esteban Enderica, sus compañeros David Farinango y David Castro, además del entrenador Juan Fernando Enderica, que se encontraban realizando un campamento de entrenamiento en Cochabamba, Bolivia, cuando se cerraron las fronteras de aquel país sudamericano el pasado 16 de marzo.

Los nadadores habían decidido emigrar hacia Cochabamba, donde funciona actualmente el centro acuático que recibió hace dos años los Juegos Sudamericanos de 2018, porque la piscina donde se entrenaban habitualmente, en la ciudad ecuatoriana de Cuenca donde viven, se encontraba inhabilitada desde octubre de 2019.

La concentración en tierras bolivianas debía finalizar el 30 de marzo, como etapa final de preparación para el Campeonato Sudamericano de Buenos Aires 2020, que iba a disputar sus pruebas de aguas abiertas en la localidad de Escobar, en las afueras de la capital argentina, durante los primeros días de abril. El certamen fue cancelado cuando los nadadores ecuatorianos ya estaban en Bolivia, y no tendría nueva fecha de disputa, al menos en esta temporada.

Luego de una innumerable cantidad de reclamos, mensajes por redes sociales y medios de comunicación, los nadadores y el entrenador lograron sumarse a otros ecuatorianos varados en distintas partes de Bolivia, que finalmente fueron repatriados a Ecuador desde la ciudad de La Paz. Los deportistas afrontaron ese viaje interno con el apoyo de la embajada ecuatoriana y luego fueron trasladados junto a otros 23 compatriotas en un avión de origen suizo que arribó este sábado a Quito.

Allí, en la capital ecuatoriana, los hermanos Enderica, Farinango y Castro, deberán permanecer durante dos semanas, hasta poder retornar definitivamente a sus hogares. Para cumplir con la cuarentena, los cuatro integrantes de la selección ecuatoriana de natación fueron hospedados en un hotel de Quito.

Esteban Enderica, el más destacado de los nadadores que pasaron más de un mes varados en Bolivia, fue olímpico por primera vez en Londres 2012, cuando quedó ubicado en el 29° puesto de los 400 metros combinado. Ya en Río 2016 mejoró algunos puestos compitiendo en los 1500 metros libre, al finalizar con el 23er tiempo de la clasificación.

Curiosamente en el mismo escenario de Cochabamba donde quedó retenido durante los últimos 45 días, Enderica conserva el recuerdo de sus medallas doradas en los Juegos Sudamericanos de 2018, por su consagración en los 1500 libre de la piscina y por su título regional en los 10 km de aguas abiertas, resultados que le permitieron ser elegido abanderado para los Juegos Sudamericanos de Playa Rosario 2019, donde también fue el ganador de los 10 km. El éxito se extendió un año después en Lima 2019, cuando se consagraría campeón panamericano en las aguas de la Laguna Bujama, al sur de la capital peruana.

En las últimas horas, el nadador nacido en Cuenca hace 29 años reconoció a un medio local que este período sin poder nadar, desde el pasado 20 de marzo, “representa un 30% de sus entrenamientos habituales y equivale a perder 8 meses de preparación. Por eso, debemos empezar una planificación para poder recuperarnos lo más pronto posible”, confesó Esteban Enderica en declaraciones a El Universo.

Ecuador es uno de los países sudamericanos más afectados por el coronavirus, con 10.128 casos positivos de COVID-19, entre ellos 507 fallecidos, según el Ministerio de Salud Pública del país.

0
Leave a Reply

Subscribe
Notify of

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments